jueves, 30 de julio de 2009

ONG

Resulta que he contribuido a una ONG y yo sin enterarme: el dineral que pagó ¡HOLA! por la exclusiva de la boda de Fiona Ferrer y Jaime Polanco fue a parar a una entidad benéfica. ¿A qué organización habré ayudado? ¿A la de Cirujanos Plásticos con Parkinson? ¿O tal vez a la de Peleteros Anónimos Asociados? O quizás al Photoshop Institute. En cualquier caso, me alegra de que mi vergonzante adicción sirva para algo.

¡HOLA! nos brinda el bodón en dos números: en el primero, la ceremonia; en el segundo, la "fiesta blanca" con la que se agasajó a los invitados la noche anterior (subtitulada en portada como "El sueño de una noche de verano" ¡Uupppss!). Es como una miniserie de dos capítulos: ahora que van a rodar la vida de Paquirri cualquier día nos dan la cena con la boda de Fiona. No descarto que Antena 3 haya comprado los derechos. Y en ese caso ¿quién interpretaría a Isabel Preysler? Se admiten apuestas, porque (evidentemente) la mismísima estuvo allí. Y como valor seguro que es comparte la foto de portada con los novios y con ¡Genoveva Casanova! Están en el ¡HOLA! con estas dos como en el Astana con Armstrong y Contador. Me juego el cuello a que intentan tirarse de la bici (estática) en cuanto Sánchez Junco se da la vuelta.

La lista de invitados es un cruce entre el Hogar del Pensionista de expresidentes sudamericanos y la agenda de Naty Abascal. Y sí, por supuesto, estuvo Carmen Lomana, que a su tierna edad ha dejado de ser joven promesa del cuché para convertirse en estrella consagrada. Marujita Díaz no pudo ir porque estaba participando en ¡Sálvame!, la mejor sitcom nacional desde que acabó 7 vidas, pero les envió su nariz de payaso como regalo de bodas.

Mi pregunta es: ¿qué toman? Están todas fantásticas tras la noche blanca (sin coñas). Bueno, todas, todas, no: AR está un pelín ajada el día de la ceremonia, lo que demuestra que es semi humana. Humana del todo soy yo, que si me pego un fiestón la noche antes de una boda parece que me han sacado de un casting de Callejeros.

Modelos para elegir: mucho túnica, mucho dorado, mucho escote asimétrico y muchos scalpers, of course. Si quieren verlos, donen 2 € (2, 10 € en Canarias). Sólo un comentario: Juan Ramón Lucas definitivamente ha perdido el norte. ¿Qué habrá sido de aquel muchacho tan formalico y tan agradable que presentaba el informativo de Tele 5? Algún desajuste de córnea le hicieron cuando se operó la vista: su tendencia a la catástrofe televisiva quedó clara tras abandonar los informativos (¿se acuerdan de Escuela de Actores? ¡ay!), y su gusto por la catástrofe estilística lo presagiaban los cuellos de camisa que luce en En noches como ésta. Pero esta vez se ha superado: si el modelo de la noche blanca era digno de una ceremonia santera oficiada por Rupert, el del día de la boda llevaba un traje de novio de futbolista de 2ª B. ¿Quién engaña a los tíos diciendo que los hombres también pueden llevar brillos? En cualquier caso, mi amigo Juan Diego (hombre de criterio) me dice que lo escucha en su programa de RNE y que está estupendo. Claro: porque no lo ve.

Critican a los novios por gastar tanta pasta en el evento; total, porque unos buzos pusieron unos fuegos artificiales en el mar, ya ve usted. Y digo yo: si la pasta es suya, que se la gasten. Más ridícala (si recuerdan quién decía "ridícala" es hora de empezar a tomar Minute Maid) se me antoja la actitud de la familia real este año: que si no van a sacar mucho el yate, que si van a hacer zumo con los limones de los limoneros del jardín (¡¡!!), que si se van a comprar la comida de los perros al por mayor y traerla desde Madrid (¡¡¡¡¡¡!!!!!!)... madre mía, el jefe de prensa de Zarzuela tiene que ser republicano perdío. Y Letizia y su manía de repetir modelo: ponerte un Felipe Varela una vez es malo, pero repetir debe de ser anticonstitucional. Que cada uno se gaste la pasta como quiera, si es que la tiene. Desde luego yo no voy a permitir que me impidan elegir el sitio donde celebrar mis 40 años: decidiré libremente entre el Burguer King y el Tele Pizza. Hombre, porfaplís! (si recuerdan quién decía "porfaplís" es que deben de empezar a tomar algo para la incontinencia urinaria).

Y ahora, una de bravas y tres cañas:

- Me encanta que hayan rebautizado a la Campanario como la Calimocho (Kalimotxo en euskera). La Esteban sí que entiende de naming.

- Coto en Tailandia quiere parecerse a Brando en Apocalypse Now.

- Si veo un programa más de españoles en el mundo les juro que quemo el pasaporte.

- Si veo otro programa más de españoles en la playa me hago groupie de Juan Antonio Roca y me pongo a hormigonar la costa.

Bien, me marcho a la búsqueda del bikini perfecto y luego a suicidarme. Pero por si el suicidio me sale Coto, envíenme postales (desde el filo o desde Marbella). Ya saben la dirección.

6 comentarios:

Carmona Dixit dijo...

Doña Palo, con el cariño que le profesamos a AR, no me puedo creer que haya pasado por alto esos dedos meñiques campando a sus anchas fuera de los tacones. Madre mía... que parecían los alerones de un 747.

He visto más estilo (en cuanto a vestimenta se refiere) en fiestas ibicencas de bares de pueblos manchegos que en la boda de la doble de Isabelle Huppert.

Rosa Palo dijo...

No se preocupe, Carmona, porque AR se echa una de sus cremas en los pinreles y ya está: los meñiques vuelven a su ser. Son las famosas cremas mágicas de AR que valen para todo, como la Ocho Horas de Elizabeth Arden.

Yo no es que no haya visto estilo, es que he visto el mismo: la túnicas con el hombro al descubierto (en Cartagena si tienes ganas de vestirte de romana te haces de una legión y ya está). Por cierto, Carmona, no me dice nada de Lucas (Juan Ramón, no el pato).

PELLICER dijo...

Sra. Palo, ¿y por qué no intenta ser usted el Martin Sheen particular de Coto y lo suicida?

El mundo resplandecerá con un nuevo color si comete tal atropello sobre los derechos individuales del Sr. Matamoros.

Sí, me consta que en ocasiones he manifestado en público el raro afecto que siempre he sentido por ese momumento a la golfería. Hasta hace poco había algo en Coto que me recordaba a las potencias destructivas que, superada ya la juventud, siguen ardiendo dentro de mí. Pero esta última payasada lo ha superado todo. Me parece una memez que queda muy por debajo de altura del actor.

Sra. Palo, aquí tiene una nueva exclusiva:

Pellicer ha roto con Coto.

Suyo y descotado:

Su Pellicer.

RM (DAEBI) dijo...

Suicidarse a lo Coto parece ser bastante rentable, y si encima lo haces en Tailandia mientras disfrutas de un masaje, no parece ni difícil.
El bodorrio me lo perdí,así que no puedo opinar,me fío de vuestro criterio y estoy segura que vuestra opinión es la mas acertada.
Besos.

Hong Kong Blues dijo...

Maestra Palo: cómo me hubiera gustado ir a esa boda (a la noche blanca no sé, que estoy yo muy pálido y no resaltaría), y que me hubieran sentado en la mesa entre usted y Carmen Lomana. Hubiera sido algo así como el "Yin y el Yan" de la genialidad.
Por cierto que hubo muy malas elecciones en el vestuario de los asistentes. David Bisbal estaba de peli de terror. Me da a mí que compró el traje en la boutique de la tía de El Vaquilla.

No se suicide, que nos hace mucha falta.
¡Besos!

cesar mistral dijo...

Lo dicho, la pornografia es mas ilustrativa.